Enamoran Muñiz y Cuevas al Metropólitan

Por Eduardo Gutiérrez Segura

Twitter.En una velada por demás romántica, Jorge Coque Muñiz y Carlos Cuevas dejaron muy en claro que El Tiempo es Oro, tal y como nombraron a su show, en el cual hicieron un repaso por temas clásicos, que fueron la delicia para el Teatro Metropólitan, que lució abarrotado y que no dejó de aplaudir a sus dos ídolos, desde que arrancaron con “La otra parte de ti”.

El setlist incluyó temas que viven en el gusto del público mexicano desde 1940 hasta las más recientes, que lo mismo en la voz de Muñiz y en la de Cuevas causaron el aplauso e incluso los gritos generalizados, más aún cuando la letra de cierto corte era más reconocida, como en el caso de “Hoy corté una flor”.

En esta noche las bromas, más presentes en la intervención de Coque Muñiz, también tuvieron lugar y fueron bien pagadas por el respetable, con sus risas y palmas, que dibujaron también una sonrisa en el hijo del llamado Lujo de México, Marco Atonio Muñiz. Jorge tenía reservada además otra sorpresa, invitó al escenario a su hijo, Axel, para juntos cantar “Te amo”, que provocó euforia.

Arropado por siete músicos, Cuevas también fue ampliamente reconocido; así que en el recital nunca hubo rivalidad, sino fue un momento de compartir su talento, sus voces, que se han hecho un lugar en la escena musical del país. En el escenario, Coque y Carlos mantuvieron siempre una gran química, que derrocharon con más gusto cuando alzaban su instrumento vocal a dueto, como en “Si nos dejan”.

Peculiares bailes de Muñiz invitaron a Cuevas a hacer lo propio, aunque aceptó que no era muy bueno para mover los pies. Los dos intérpretes cumplieron a cabalidad con su cortejo con el público, que terminó enamorándose de ellos. Sentados al centro del entarimado del inmueble del Centro Histórico, Muñiz y Cuevas  se apoderaron de la atención con su entonación de boleros famosos en su voz y en la de otros artistas como la de Alejandro Fernández.

Twitter.Sólo tres arreglos florales hicieron las veces de escenografía, porque Coque y Carlos pusieron durante toda su carrera su mayor apuesta a su voz y esta noche no fue diferente, y para hacer uso de ese instrumento rindieron tributos a Marco Antonio Solís El Buki y Armando Manzanero, pero el favorito fue el que incluyó las composiciones de Juan Gabriel.

Los celulares iluminaron a los cantantes y la intimidad del recinto fue agradecida cuando un coro monumental los acompañó en “Amor eterno”. Formales, con traje, corbata y zapatos negros, así como camisa blanca, acordes para el encuentro con sus fans, hubo tiempo también para apoyar a sus equipos favoritos: Coque pidió el aplauso para las Chivas y Carlos para el América, lo que provocó alaridos entre la audiencia.

Minutos más tarde un reprise de “A mi manera” sirvió como encore, pero los presentes en el teatro, de pie, les pidieron más, y sin hacerlos esperar ambos regresaron para seguir con la serenata con “La barca” y “El reloj”, entre otras. En esta noche no hubo reparo,  tal fue la emoción, que incluso una dama de la tercera edad no se contuvo y además de cantar, gritó “¡Carlos, te amo, te amo!”.

A su vez, los músicos tampoco se limitaron y en el último corte, “Por amor”, volvieron a compartir el escenario con Axel. A las 22:22, hora capicúa, el telón se cerró y el público una vez más de pie agradeció la romántica fiesta que vivieron.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s